Por Guillermo Urdapilleta. La música tiene un poder de incitación extraordinaria en el ser humano, a veces son suficientes 5 minutos de una pieza bien estructurada con letras que te causen algo, para transportarte a otro lado; pero cuando esos momentos de calidad musical se multiplican en concierto, y aunado a eso, se presentan detalles extra musicales que conmueven, solo puedes terminar con una satisfacción irremediable. Así acabé yo el sábado a la media noche, cuando finalizó un inolvidable concierto de Pearl Jam, banda imprescindible de terrenos grunge y rock que regresó al Foro Sol de la Ciudad de México después de 4 años de ausencia.

Y es que a pesar de que en la actualidad ya no los frecuento tanto, al llegar al Foro Sol me inundó una tremenda emoción por escuchar esos temas que en mi adolescencia me fascinaban. Por supuesto, Rockactivist no podía dejar de asistir a tan importante concierto que, me atrevo a decir, es de los mejores que presencié en este 2015. Fue alrededor de las 20:45 hrs. cuando ante un llenísimo Foro Sol, Pearl Jam apareció en escenario con toda la disposición de ofrecernos una velada inigualable. Cuando las primeras notas de “Pendulum” sonaron, la reacción natural de nosotros como audiencia fue saltar y gritar como locos, pues ya estábamos ansiosos de que comenzara el show.

Pearl Jam-Chino Lemus - Ocesa15

A partir de ese momento se desató un carrusel de emociones, sonidos y ritmos, pues las siguientes dos rolas nos remontaron a los años 90, con un Eddie Vedder majestuoso en su guitarra acústica, mientras nosotros no dejábamos de corear las letras de “Release me” y la hermosa “Eldery Woman Behind The Counter In A Small Town”. La selección de temas fue increíblemente adecuada, en momentos degustamos temas más emocionales, mientras que en otros nos llenamos de energía con canciones más poderosas como “Mind Your Manners” o “Do The Evolution”, esta última una de mis favoritas.

Pearl Jam-Chino Lemus - Ocesa06

Como siempre, Vedder interactuó con la audiencia en muchísimas ocasiones, algo que yo agradezco pues esa buena vibra es parte del encanto de la banda, quienes por cierto siguen tocando tan bien como cuando comenzaron hace más de 20 años. Mike McCready es un monstruo en la guitarra líder, un músico que carga con una gran responsabilidad del sonido de la banda, y quien a pesar de los años continúa con la misma pasión (y vaya pasión). Cuando comenzó “Corduroy” mi cuerpo reaccionó instintivamente y no dejé de brincar y dejarme llevar tanto por el ritmo como por la felicidad que la gente mostraba a mi alrededor.

Pearl Jam-Chino Lemus - Ocesa05

Las sorpresas y recuerdos continuaron con tres rolas que los fanáticos bien saben apreciar. Por un lado, “Garden” y “Even Flow” del tan amado álbum debut de Pearl Jam, y posteriormente una belleza de composición titulada “Daughter”. Por cierto, TEN fue el álbum que más canciones nos dio en la noche, con un total de 8, complaciendo así a miles de fanáticos.

No es un secreto que Vedder y la banda simpaticen con el activismo, (es aquí donde los temas extra musicales entran) y el primer gran detalle que nos dieron en la noche fue la interpretación de “I Want You So Hard (Boy’s Bad News)” un cover a Eagles of Death Metal, banda Californiana que estuvo involucrada en los recientes acontecimientos terroristas en París. Esta interpretación fue un tributo a la paz, como lo explicó Vedder. Pearl Jam-Chino Lemus - Ocesa11 Inmediatamente después, se lucieron con un muy bonito detalle al dedicarle “Sirens” a Fernando, un admirador de la banda que recién falleció a los 25 años, cuyos padres estaban presentes en el concierto. La primera parte del concierto (una hora y media de gran música) nos brindó otros temas emblemáticos como “Given to Fly” o “Rearviewmirror”. Evidentemente, esto no fue un encore como tal, pues faltaban aún muchísimas rolas que tenían que tocar, o al menos que los chismosos como yo, sabían que tocarían de acuerdo a sus más recientes setlists. Entonces Vedder regresó primero frente a los miles de espectadores extasiados que ya estaban más que impregnados de energía y felicidad, y nos regaló un mini set acústico, que sirvió como preámbulo a otro momento cumbre de la noche. Ese momento llegó cuando la banda nos dio dos covers a dos íconos de la música. Primero, un llamado más a la paz con “Imagine”, aquella rola inmortalizada por John Lennon que a su servidor le parece malísima pero que al igual que la religión o las telenovelas, le encanta a la gente. Admito que al voltear a mi alrededor, el Foro Sol se veía hermoso, lleno de luces prendidas con celulares o encendedores, eso no lo puedo negar. Para mi agrado, la siguiente rola fue “Comfortably Numb” original de Pink Floyd, que por supuesto me causó éxtasis. Pearl Jam-Chino Lemus - Ocesa10 Las sorpresas continuaron, pues yo no imaginaba que tocarían “Animal”, y bien recuerdo a un chavo a mi lado cantando como si la voz se le fuera a terminar pronto. “Faithfull” le dio la noche de su vida a una fanática de primera fila a quien Vedder le dedicó la rola, ya que ella los había seguido en toda su gira. La emoción fue tan grande que el cantante bajó con ella a tomarla de la mano y cantar a la par. Pero bueno, uno de los momentos más inolvidables para mi (y yo creo que para la gente en general) fue la interpretación de “Black”, esa rola corta-venas que nos entra a los corazones como una bala maldita, causando un sinfín de emociones hasta llegar a las lágrimas. Pearl Jam-Chino Lemus - Ocesa03 Ahora sí, venía el encore final, pero con otras sorpresas y detalles incluidos. El primero fue una muy linda acción de agradecimiento de la banda con uno de sus camarógrafos, quien había girado con ellos durante 28 años, y cuyo último concierto fue este en la Ciudad de México. La banda lo llevó al mismo escenario y nosotros le aplaudimos fuerte, haciéndolo sentirse en casa, e inmediatamente después PJ tocó “Last Kiss”. El último gran detalle fue la celebración de cumpleaños de Matt Cameron, extraordinario baterista quien pudo festejar su onomástico 53 haciendo lo que más le gusta. Como bien sabemos los mexicanos, lo celebramos primero con un “Happy Birthday” y después con “Las Mañanitas.” Pearl Jam-Chino Lemus - Ocesa07 La última parte del concierto fue también un carrusel de emociones con rolas favoritas del público. Primero la desgarradora “Jeremy”, que a mi me hizo acabarme mi voz; y posteriormente “Better Man”, “Alive”, el clásico cover a Neil Young “Rockin’ in the Free World”, y naturalmente, “Yellowledbetter”. Fue así como Pearl Jam cautivó a la audiencia mexicana con nada menos que 3 horas inolvidables, insisto, colocando sin duda alguna a este concierto como uno de los mejores del año. ¡Afortunados los que fuimos!

Fotos: Chino Lemus / cortesía OCESA

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here